La visión WMF Costa Rica

Los aprendizajes que dejó la edición sustentable de WMF que se pueden aplicar en el día a día.

No es casualidad que la frase más utilizada en Costa Rica sea “pura vida”.

Aterrizamos el 15 de octubre en el Aeropuerto Internacional de San José a unas escasas horas de que se diera por inaugurada la primera edición del World Meetings Forum (WMF) Costa Rica 2019, Sustainable Edition. Desde que sobrevolábamos el territorio había un común denominador: árboles. Bultitos verdes por todas partes, bordeando cuerpos de agua, alrededor de las casas, junto a las carreteras. Por todos lados, árboles.

Cuando salimos del aeropuerto estaba nublado pero el clima era cálido. Llovía pero hacía calor; no podía ser más obvio que este territorio es fértil y guapachoso.

Había una muy buena razón para que el primer WMF con temática de sustentabilidad fuera en Costa Rica. Para empezar este país centroamericano se ha coronado como el que mejor calidad de vida le da a sus habitantes y además marcan las pautas en términos de sustentabilidad: fue nombrado “Campeón de la Tierra” por la Organización de las Naciones Unidas, tienen un Record Guinness por la mayor cantidad de recolección de plástico, son el país con mayor generación de energía renovable, la NASA lo declaró como el país del área de mesoamérica con menos focos de incendios forestales y también fueron los primeros en lanzar un plan de descarbonización. Sinceramente, se pueden pensar en pocos lugares mejores que éste para un evento con esta temática.

El primer día oficial era el 16 de octubre, pero las actividades iniciaron desde el día anterior para aquellos tempraneros que tenían ganas de escuchar más pláticas y conocer más de lo que Costa Rica tiene para ofrecer. La primera cita en la agenda early bird era con Natalia Lever, directora para América Latina de The Climate Reality Project, para la conferencia “Tackle Climate Change at your Event”, en la que compartió cinco tips que pueden hacer toda la diferencia a la hora de organizar eventos, aunque también sirven para cambios a nivel individual.

“Elige un venue sustentable” era el primer punto que acataba Lever, en el cual aplaudió al Centro de Convenciones de Costa Rica, condecorado por ser uno de los más sustentables en el mundo, con programas de separación de residuos, tratamiento de agua, paneles solares y ahorro de energía, entre alguna de su larga lista de características eco friendly. La que en Latinamerica Meetings nos pareció más bonita y destacable es el sistema de compensación de emisiones que tienen (que además era el punto cinco en la conferencia de Natalia Lever), con el que que se comprometen a borrar la poca huella que se haya dejado con los eventos. En el caso de WMF, por ejemplo, se compensó en un 100% la huella de carbono del evento, de la mano del ICT. A parte entregaron 1.25 créditos de carbono a las 13 speakers para compensar la emisión de gases invernadero del WMF.

Estas compensaciones no solo son algo a lo que aspirar en cuestión de eventos. Es un ejemplo a seguir a nivel personal también y se puede lograr de formas tan sencillas como cambiando el automóvil por la bicicleta y la caminata cada vez que sea posible, no consumir carne todos los días, no comprar botellas de agua sino rellenar un termo, no usar plásticos de un solo uso y evitar hacer basura que no sea absolutamente necesaria.

Sobre el tema de los residuos hubo una gran conferencia en el WMF Costa Rica 2019. Tatiana Vargas, de la organización Alimentalistas, platicó el impacto que tienen los residuos alimenticios tanto en la ecología como en la sociedad. “El desperdicio de alimentos está generando más gases de efecto invernadero que de todo el tráfico aéreo mundial”, dijo Vargas durante su conferencia y después agregó en entrevista con LM: “El costo ambiental es demasiado alto y ha sido demasiado invisibilizado por todas las industrias, incluída el turismo de reuniones”.

Pero para cada problema, una solución y la que ella propone es Alimentalistas, una organización que se encarga de la recolección de residuos alimenticios sólidos que están en buena calidad para llevarlos a centros humanitarios, donde siempre hace falta un poco más de comida. “Hay 820 millones de personas que no tienen alimentos suficientes al día para poder alimentarse, versus esta paradoja de tener 30% de los alimentos que se producen en la basura. Realmente, si nosotros pudiéramos tomar ese excedente que se va a la basura, alimentaremos a esas personas más de dos veces”, declaró Vargas.

Y es que si algo ha quedado claro en los últimos años es que la crisis del cambio climático no se trata solo del planeta y del medio ambiente, sino de la mera sobrevivencia humana. Lo que está en juego no sólo es que se derritan algunos glaciares y que el mar esté más calientito, sino que la especie humana pueda sobrevivir, así como miles de otras especies que nos estamos llevando de corbata. El mundo no se va a acabar, pero quizá nosotros sí.

Por eso mismo ya no hay vuelta atrás, ya no se puede ignorar y nada más dejar de usar popote para beber. Es hora de hacer comunidad, de cuidar al prójimo, de pensar de dónde viene lo que consumimos, de buscar lo que se le denomina “justicia ecológica”.

Durante las sesiones de table top los invitados tenían la oportunidad de platicar con diferentes tipos de oferta del turismo de reuniones, que abrían el abanico de posibilidades de negocio tanto para los meeting planners como para los proveedores. En esta primera edición sustentable había movimiento constante, se veían manos apretarse en símbolo de buen trato y en las pausas de café se escuchaban los comentarios agradecidos por el provenir que las reuniones les estaban prometiendo.

El desperdicio de alimentos está generando más gases de efecto invernadero que de todo el tráfico aéreo mundial”.

Tatiana Vargas Alimentalistas

La industria hotelera es uno de los pilares más importantes en el mundo MICE, y por lo mismo, uno de los agentes de cambio más relevantes en términos de sustentabilidad. El segundo día, el jueves 17, se llevó a cabo la mesa de discusión “Venues and Sustainability, yes it can happen” en la que RCD Hotels, Marriott International, el Centro de Convenciones de Costa Rica y el Centro Internacional de Convenciones de Yucatán platicaron de las acciones que han tomado para volverse empresas más sustentables y conscientes. Hablaron del trabajo que hacen con la gente y también de los cambios que están haciendo a nivel cada vez más profundos, así como las metas que tienen a futuro.

Otra de las pláticas que dejaron a los asistentes sorprendidos y con ganas de cambiar las cosas fue la de Rosario Marín, extesorera de Estados Unidos, que a pesar de todas las vicisitudes que parecían impedir que llegara a un puesto como éste, luchó y siguió sus convicciones hasta lograrlo. Uno de los consejos que dio y que en su sencillez recae todo su poder es “siempre haz lo correcto”; sin importar en qué situación estés, haz lo correcto, por irrelevante que parezca. Un aprendizaje invaluable.

Con sorprendentes y enriquecedores eventos sociales que mostraban piezas de la cultura de Costa Rica, café delicioso, buenos negocios y exposiciones originales y riquísimas en contenido, WMF Costa Rica 2019 Sustainable Edition se pudo lucir como un excelente evento. Fueron tres días intensos que mostraron una forma diferente de hacer las cosas, de construir esta poderosa industria.


Conferencistas del WMF Costa Rica 2019

  • Natalia Lever – Climate Reality Project
  • Liliana Cabrera – Presidente MPI Mexico Chapter.
  • Vicepresidente – Comercial MPI Mexico Chapter.
  • Ricardo Magaña – Campus MPI
  • Joaquin Yañez – Director Eventos Educativos MPI Mexico Chapter
  • Rosario Marin – Former US Treasurer
  • Carlos López – Director Latam. Magicians without Borders.
  • Tatiana Vargas – Plato Lleno Costa Rica
  • Delia Henry – World Meetings Forum Foundation.

Por Sofía Viramontes

Fotos Cortesía WMF